Viaje x3

Hoy fue un día de viajes. En bicicleta, claro... jeje...
El punto de reunión con los combativos camaradas era el 24 de Gran Avenida. Cuando llegué estaba el Claudio... y nadie más llegó. Así que, de todos modos, no dejaríamos de efectuar la travesía.
930 marcaban los dispositivos de ubicación temporal (relojes) cuando partimos, pedaleando con calma a unos 25km/h. El tramo fue sin novedades hasta que llegamos a la entrada de San Bernardo y tuvimos un momento de duda. Dimos un pedaleo en falso (que significó alrededor de 2km extra) y luego retomamos el camino que nos llevaba a Alto Jahuel, el destino del viaje. Continuamos pedaleando, con un frío que poco a poco iba yéndose, con ocasionales detenciones y sin ningún inconveniente, hasta que llegamos a Alto Jahuel, que... resultó ser un montoncito de casas alrededor del camino. Eso era todo, sin plaza de armas y con apenas un mínima parroquia. En vista de que eran recién las 1100, decidimos tomar el camino que nos llevaba a Linderos y, en caso de seguir por el, hasta la carretera 5 Sur. Llegamos a Linderos y, tras comer algunos víveres, continuamos por el camino que nos llevaba a la carretera, más especificamente, a Buin. El camino era de pésima calidad, pero no el peor de todo el viaje. Finalmente, llegamos a Buin y terminamos con los víveres que aun quedaban y luego reemprendimos viaje de regreso a Santiago. Avanzamos un poco por la carretera y luego, en vista de que se acababa la berma, nos metimos a un camino que comenzaba a un costado y que tenía un letrero que decía "Pozos areneros". Entramos, pedaleamos, pasaban camiones levantaban tierra, pedaleamos, pedaleamos, se acabaron los camiones, seguimos pedaleando y... nada, seguiamos pedaleando... hasta que topamos con una construcción enorme. A simple vista parecía un ovni, sin lugar a dudas... fui a investigar y resultó ser un 'arenero' (así como en los graneros guardan granos, acá guardaban arena). Subí por las oxidadas escaleras y divisé a los alrededores, buscando un camino de regreso, luego bajé y pedaleamos hacia atrás, para luego tomar otro camino y finalmente, llegar nuevamente al camino que inicialmente nos había llevado a Alto Jahuel (Los Morros). Con más de una posibilidad de perdernos de nuevo, conseguimos llegar finalmente al preciado camino y seguir por el, hasta Gran Avenida y, luego de ahí, pedalear hasta el paradero 24, el punto de partida.

Datos del recorrido
Tiempo efectivo: 3:59:45
Distancia recorrida: 68.1 km
Velocidad promedio: 17 km/h
Velocidad máxima: 42.9 km/h

Debate sobre Popetown

Hoy tuve en la universidad un debate. Igual, era complicado lo que nos tocó y, más encima, sólo tuvimos un día para prepararlo. Teníamos que estar a favor de que MTV dajáse de transmitir Popetown (la serie animada que parodia al Vaticano, al Papa y a los curas). Claro, teníamos que hallar respuestas a los clásicos argumentos como que cada cual es libre de cambiar el televisor, que su target son adultos y que existe libertad de expresión. Si bien, yo no tengo ningún reparo en que se transmita la serie, era nuestro papel (el de mi grupo) decir que había que sacarla, sacarla y sacarla del aire.
Obviamente, no nos fuimos por el lado de defender a la iglesia católica (porque se caería en una fatal falacia y además, el jurado eran profesores... de la Univesidad La República => masones (bueno, no necesariamente, pero obviamente, todos muy laicos y pluralistas ¬¬)). Preferimos usar como pilares básicos el respeto y el cuidado a los niños. En el último punto tengo tantos reparos, que prefiero nisiquiera extenderme. La influencia de la serie en niños, si bien era algo que podíamos mencionar, tampoco era algo escencial ni mucho menos imprescindible... el grupo decidió que fuese uno de los pilares de nuestra postura. Sobre el respeto, yo tenía una construcción bien entretenida y romanticona, que jamás diría ni expondría yo hablando en serio y a nombre mío.

Nuestra sociedad se basa en los fundamentos planteados en la Revolución Francesa: Libertad, Igualdad y Fraternidad. Es, precisamente de este último pilar, la fraternidad, de la que se desprende el deber respetar a los semejantes, independientemente de sus creencias o formas de vida [...]
Bueno, fue imposible usar esa herramienta desde mi posición. Primero que todo porque yo estaba encargado (junto con Franco) de refutar los argumentos de la contraparte y, como ellos sólo mencionaron cosas referentes a la temática de la serie (que no es directamente alusiva a la religión católica (a no, si no)) y cosas más técnicas que de fondo... así que me quedé con las ganas de mencionar la Revolución Francesa. Tuve que hablar sobre que los niños ven tele y buscan monitos, independientemente de la hora que sea y no se fijan en el canal, que los padres, aunque es su deber, no siempre educan en gran porcentaje ellos a sus hijos, etc. Puras huevás fomes...

De todos modos, lo pasé bien bien. Además, como que es cuático... jaja, lo que pasó hoy después de eso. Resulta que en mi curso somos igual varios (más de 50) y no ubico a todos aun y, ni siquiera por mala onda, sino porque no los reconozco a todos, aveces, puedo pasar por su lado y no saludarlos... jaj, el asunto, es que hoy fui saludado, así, por gente que yo ni idea que iban en el curso o, que a lo mucho había visto de pasada, pero no cachaba yo que eramos compañeros... jaja: Hoy fui saludado. También, no es menor el hecho de que fui individualizado por más de un profesor: "ah, este muchacho está en la Sociedad de Debate"... jaj!!! haciendo curriculum, como me decía Franco. ¡Claro! Estoy en la Sociedad de Debate y he de ser reconocido por eso. Aunque, también se que es un arma de doble filo, porque al estar ahí, doy a entender que puedo rendir más (al menos, en lo que a oratoria respecta) que alguien que no está ahí, así que quizá sea considerado de otro modo y... temo ser sobreestimado. Realmente me aterra. Bueeeeno, de todos modos, ahí estaré yo, listo para pararme y defender hasta la prohibición de un programa de tele.

De todos modos (esto para cerrar y para aclarar algo último), yo, Camilo Villavicencio más que pensar que Popetown o cualquier otra serie (animada, ofensiva, paródica o no) no debe ser censurada, no es precisamente abogando por la libertad de expresión. No. Según mi sistema ético, si un producto, (independiente cual sea, como sea, que produzca, etc) produce utilidades, no hay ningún problema y no debe ser retirado, fiscalizado, censurado, editado o alterado de ninguna forma y bajo ninguna circunstancia.

He dicho... ¡Caso cerradooo! jajaja...

El ocio

Creación de un rato de ocio. Uno de tantos ratos de ocio. ¡Ja!

hoy como ayer, click para agrandar

Anomalófobia

Hoy tuve un momento de luminosidad mental mientras iba en pedaleando hacia la U y pude concluir algo muy trascendente:

Le temo a lo raro y a lo feo

De verdad, lejos de inspirarme rechazo o menosprecio, al ver gente o cosas feas o raras, me siento intimidado. Creo que soy un anomalófobo... le temo a lo anómalo, a lo que no cuadra, a lo distinto. No me produce orgullo ni vergüenza sentir esto, simplemente es algo que siento y ya, está ahí y punto. Además, estoy casi seguro que no soy el único que siente esto... porque, conversando con otras personas, muchas veces se puede concluir en que somos todos anomalófobos, pero como sentir miedo es entendible como rechazo y el rechazo es un valor negativo y un sentimiento vedado por el common sense y las costumbres, mejor, nos ponemos todos de acuerdo y decimos que, en el fondo creemos de verdad que somos todos iguales y no existen las personas o cosas feas o raras, que no le tememos a nada ni a nadie. Todos felices, todos juntos... todos iguales.

¡¡Que miedo!!



Agregado ulterior a esta entrada:


Hoy, cuando desperté, me quedé un rato en la cama pensando en esto de que soy un anomalófobo. No es que haya concluído en algo distinto, pero he dado una ventana a mi pensamiento... resulta que tampoco puedo ser tan temeroso de todo, además, si lo pienso bien me consigo dar cuenta que igual me relaciono con relativa normalidad con gente y cosas feas o raras. Sin ánimos de desdecirme, quisiera agregar que, si bien no dejo de temer a lo raro y a lo feo, tengo la potencial disposcición a dejar de temerle... siempre y cuando, la cosa/persona fea/rara sea amable, condescendiente y, dentro de las posibilidades y su fealdad/rareza, un poquitito atractiva. De todos modos, mi reacción inmediata, frente a la fealdad/rareza es el temor. Irrevocablemente.

¡Fuerza Freddy!


En la foto aparece el Cristian, el Freddy y el Rapmax... pero hoy, va el saludo especial para Freddy, que fue atropellado el 5 de mayo en Franklin con Gn Avenida. El auto le agarró la rueda trasera, frenándole en seco la bici y haciendo que Freddy volase por los aires para luego caer con todo el peso de su cuerpo sobre su hombro. Se dislocó en mala, ahora está con reposo y dentro de esta o la otra próxima semana va a ser operado. Menos mal, que si bien, el golpe fue fuerte (bien fuerte) y todo, la vida de nuestro amigo cletero no está en riesgo, pero de todos modos... ser atropellado es realmente horrible. Sólo una parte del sufrimiento es el golpe en sí. Cuando cierras los ojos y recapitulas todo, es realmente horrible. Horrible.

En la foto, Freddy es el que sale mirando a la cámara. ¡¡Fuerza maestro, pronto estaremos de nuevo haciendo Losts y NiteRides!!

Cumpleaños de Claudia

Ya, la Claudia está de cumple hoy y anoche fuimos a su casa a saludarla... claro, ibamos pasando por ahí y ¿como no pasar?... xD era más lejos (en pirque, camino a Clarillo River).
No más comments. Fotos:
[hoy como ayer, click para agrandar]



Igual, eran más... ¡ñaa! filo. Estaban con dedo-de-camarógrafo incluído y etc.

Para el recuerdo

Este fue mi mullet... y yo, con cara de punk sin futuro combinado con asco y bronca.

El mateíto Rey de los rollers

No, no, no. No soy el rey de los rollers, no. Ocurre que es como un titulo mixed, para escribir sobre los últimos acontecimientos, que si bien no han sido espectaculares, si me han entretenido bastante.

Lunes: Me compré por internet unos patines en línea (rollers) a $5000, el mismo lunes los fui a buscar y empecé de inmediato a jugar a hacer equilibrio. Aun no me he caído y espero no caerme. Quiero aprender luego... de todos modos, como que ya le he pillado un poquitito la técnica. Espero mañana poder ir al Parque Ohiggins a aprender.

Martes: Primero de Mayo... uyy, otros años anduve en las calles, conmemorando el asesinato de los obreros anarquistas en Chicago en el sXIX. Pero este año no. JA! ni siquiera vi tele, porque estaría todo bombardeado de imágenes de violencia callejera, y que las molotovs, y que los pacos y blablabla. Fome. Pero fue la cicletada de los furiosos. Estuvo entretenida, a una velocidad promedio de 12km/h y bastante larga. Entrete. Después, con algunos ciclistas amigos nos fuimos a la otra patita a un bar por ahí en Pío Nono y... decidí postularme a Rey Feo, para la Fiesta de la Primavera Cletera, en octubre. Pronto vendrán las fotos promocionales y todo.

Míercoles: En la clase de Expresión Oral y Escrita, estaba en la sala, esperando que llegara la profesora y, tras entrar nos dice: "pésimas las notas" -ugh- "muchos rojos... ¡como nunca!" -uugh- "como cuatro azules" -uuugh!- "quíen es Camilo Villavicencio" -uuugh!- "Yo, señorita". "Muy bien, usted se sacó una de las mejores notas, digame, ¿estudió para la prueba?"... bueno, ahí me preguntó que si leía y que de que colegio venía y, finalmente, la nota: un 6.4. Igual, bien, para ser la primera nota y, bien considerando el resultado de la mayoría del curso: muy pocos sobre 4.0