Yo no creo en los horóscopos

Es clásico que cuando uno no tiene nada que hacer y estás aburrido en internet y de errar de fotolog en fotolog, la busqueda de cosas inverosímiles en google es inminente. Un día será ese compañero de colegio que siempre te cayó mal, otro día será información sobre alguna especie nueva descubierta... nadie se pierde en los mismos lugares, así que podría enumerar infinitamente la lista de cosas inútiles que se pueden encontrar en internet; pero, apuesto a que al menos una vez en la vida haz buscado información esotericoide en internet. Rapidamente aparecen ventanitas, anuncios de colores llamativos ofreciendo horóscopos y oráculos a un click de distancia. Bueno, hoy estuve sin nada que hacer y aburrido en internet, así que me puse a buscar cosas inútiles en google y terminé en un sitio con muchos horóscopos. Ocioso como estaba, me busqué en todos los disponibles y aquí fue cuando vino la mayor sorpresa... todos son súper acertados en las definiciones de mí.

Horóscopo Zodiacal: Sagitario
Horózcopo Celta: Fresno
Horóscopo Chino: Conejo
Horóscopo Druida: Sauco
Horóscopo Egipcio: Hator
Horóscopo Azteca: Flor
Signo Alquímico: Plata
Horóscopo Árabe: Arco
Horóscopo Gitano: Machete
Horóscopo Hindú: Dhanus-Brishaspati
Horóscopo Maya: Pavo Real
Horóscopo Indígena: Alce

Después de leer todos mis signos, puedo concluir que, según los astros soy un chiquillo parado en la hilacha, rockstar, súper atractivo, ideal para ser abogado, creativo, ocurrente, polémico, orgulloso, adulado, que ante mí es dificil creerse la muerte porque yo me creo la muerte, que soy bastante sano, que soy dificil de olvidar y uhmmm mil cosas así súper winner y que eso mismo me impediría ser humilde y piola. Por un lado, encuentro interesantísimo que todos los horóscopos coincidieran tanto entre sí y, sí, conmigo. En realidad, no leí nada que no supiera o hubiese escuchado ya antes... y es precisamente eso lo que me da un poco de lata, porque si es cierto lo que dicen todos esos horóscopos (de diferentes culturas y tiempos y la mayoría sin influencias entre sí), quiere decir que estoy condenado a ser medio pesaí'to siempre y eso, estoy seguro que en algún momento hará que dañe a alguna persona... y yo soy un buen cabro, ¡no quiero cagarle la onda a nadie po! De todos modos y, esto lo tomo como consuelo, si ocurre eso y no por decisión directa mía, bien sé que se debe a la fecha en que nací y no fue mi culpa y que no soy un cabro malo. Jajaja... que escapista. No, porque también se asumir mis errores y pedir disculpas cuando tengo que hacerlo... ¡y eso también sale en los horóscopos!
Ya, mejor la corto con el yoísmo y te dejo en paz, estimado lector para que sigas errando en internet. Ah, y te ahorro la búsqueda, clicka acá para ir a los horóscopos.

Ahora que terminé este artículo, debo desmentir al título... yo sí creo en los horóscopos*.

* en realidad, siempre he creído (no es que me desespere por leerlos todos los días, eh). Y el juego título/cierre es sólo una delicia retórica. Pa' los regalones.

µempresario

Hace días que no escribo acá... anteayer me dieron ganas de empezar, pero no alcancé a llegar a las cinco líneas y me distraje con otra cosa. Es que esta semana ha tenido algo especial, o sea, no sé, tal vez sólo sean tonteras y estoy usando mal la palabra especial.

Todo comenzó hace unas dos o tres semanas, cuando conversando con Franco concluímos que teníamos que hacer algo, un negocio, una microempresa, desarrollar una idea... la que fuera. El nombre clave y oficial sería Almacén de Ideas, ese nombre yo ya lo había ocupado en un proyecto abortado que iba a hacer con mi mamá y sus creaciones visuales y, para la idea que ahora comenzaríamos quedaba excelente. El Almacén de Ideas sería una tienda de objetos inútiles e inverosímiles que funcionaría única y exclusivamente vía internet... así que me propuse hacer un sitio cómodo, navegable y amistoso con el usuario para que sirviese de plataforma para el proyecto; cuando estuvo listo, entramos con Franco en la fase dos, que correspondía a pensar en que cosas ofertar... nada claro concluímos en todas las divagaciones, hasta que de un momento a otro la chispa creativa se vino encima: Franco creo el concepto Saleros de Mierda mientras, yo por mi parte, elaboré la idea de unas Postales Idiotas. A las postales les hice una descripción, hice unas galerías con imágenes seleccionadas y me senté a esperar a que llegaran compradores... ah, además, puse un pequeño aviso en el MarketPlace de Facebook. La semana pasada, acá en mi casa, comenzamos a dar forma real a los saleros (prototipos); la creación de saleros se quedó un poco estancada y el proyecto Almacén de Ideas se estaba tornando quieto.. hasta el lunes de esta semana, día en que, tras llegar a media tarde de la universidad, reviso mi mail y veo que hay un pedido de postales. Inocente e ilusionado, respondí el correo, feliz porque iba a vender algo o, por lo menos, a alguien se le había pasado la idea de comprarme algo. En mi mail de respuesta incluí mi teléfono celular, que sonó menos de un minuto después de haber clickeado 'send mail'. Poco a poco me fui dando cuenta de que, en realidad no era un comprador el que se había contactado conmigo, sino un... periodista de Las Últimas Noticias que había visto el anuncio en Facebook y quería hacer una nota sobre la venta de weás raras por internet y, sí, queridos lectores, el conejillo comentado sería yo. Le expliqué que las postales están en el contexto del Almacén de Ideas, donde también otros artículos extraños y prescindibles estarían pronto a la venta, así que le pedí que me diera un poco de tiempo para habilitar más cosas y así todos ganabamos: el tenía una nota más hilarante aun y el Almacén recibía promoción más amplia. Hoy en la mañana, revisé mi correo y había nuevamente un correo de Hernán (el periodista), preguntándome que 'como anda el asunto de las postales'. Hablamos por teléfono y me comentó que le atraía mucho el asunto de las postales (más que el Almacén entero) y que, escribiría sólo de las postales, así que le envié unas imágenes vía mail y mañana (viernes 14 de marzo) o el lunes, el me llamará para hacerme una entrevista que, obviamente... saldrá en Las Últimas Noticias.
Es súper gracioso todo, por que la idea de las postales y el proyecto del Almacén de Ideas nació y siempre fue considerado como algo piola, como algo que iba a obvia perdida. Quizá vender una que otra cosa a algún conocido, pero nunca ser promocionado en un medio masivo y, ahora, de un momento a otro un diario súper leído que llega a todo Chile y está disponible día a día en internet viene y ofrece nada más y nada menos que un artículo que, no nos engañemos, es una excelente publicidad (superado, obvio, por la publicidad propiamente tal).
Pero, al parecer no todo podía conjugarse para ser tan bueno... por que ahora, tengo la leve impresión de que Franco está un poco molesto conmigo, porque quizá mal entendió algo que le dije por teléfono (sobre que nos pusieramos de verdad las pilas). Espero que sea una paranoia mía, pero que cuando hablamos por MSN haya sido súper cortante me hace pensar que tan paranoico no soy. En fin... hoy es hoy y mañana es mañana. Al pan, pan y al vino, vino... los saleros de mierda los terminé de hacer hoy y las fotos promocionales ya están en el sitio.

Algunas cosillas que he mencionado:
+ Almacén de Ideas
+ Saleros de Mierda
+ Las últimas noticias
+ Anuncio en Facebook

De todos modos y, no es que desconfíe de Hernán, el artículo en el diario no lo creeré hasta verlo yo mismo... ya, si igual, no todos los días sale un artículo de una idea de uno en el diario.

Garabatos

Desde pequeñín he sabido diferenciar que palabras son garabatos y cuales no y, claro, las que eran garabatos han sido siempre prohibidas y no decirlas parecía más una norma moral que una norma de trato social. Pero ¿que son en realidad los garabatos? Ya, demás que si busco en un diccionario y pongo la definición me saldrán al menos dos significados, el primero es de garabato como un rayón ininteligible, pero ese no nos interesa ni sirve ahora; el segundo, seguramente será algo como 'palabra soez'. Una palabra soez... hmmm... ¿Qué será realmente soez? ¿La palabra o lo que el escuchante se imagina al escucharla? Por ejemplo, si yo digo: "Pastel de mierda" ¿Quién está viendo el pastel de mierda? ¿Tú o yo?
Con el paso del tiempo, llegó un momento en mi vida en que quebré el frágil cristal del lenguaje y, sí, dije un garabato. Claro que con escozor... y bastante viejo, comparado con los niñitos preescolares de hoy en día que putean hasta a los profes. Sí, tuve que pasar ocho años en el colegio, para que recién ahí me sintiese lo suficientemente grande como para decirle a alguien "apurate po, weón". Es que eran otros tiempos (uyyy, huelo a naftalina).
Independientemente de mi experiencia personal con los garabatos o su sentido y razón ontológica ¿Qué son los garabatos? Estamos de acuerdo con que son palabras, por lo tanto, los podemos definir como sonidos producidos por el sistema fonatorio, aceptados (en el sentido de comprensión) generalmente y que manifiestan, describen o citan imágenes, ideas, situaciones o conceptos que provocan rechazo, malestar y/o desazón que desemboca inequívocamente en el consiguiente rechazo al emisor del garabato, que de acá en adelante, llamaré grosería, considerando como grosería a cualquier palabra soez con potencial ofensa incluída. Pero, ¿Es realmente inequívoca esa reacción? no podemos olvidar, aun cuando no sean precisamente de nuestro agrado, que existen shows dedicados a decir groserías, que atraen a bastante gente. Hay canciones que tienen como único mensaje groserías en estado bruto... y son aclamadas, conocidas por todos y provocan risa, tal vez, en algunos solapadas y avergonzadas risas, pero risas al fin y al cabo. Tenemos acá, entonces, otro tipo de grosería, la grosería que da risa; de este tipo de grosería, desprendo la grosería-adjetivo que tiene un fin doble: ofender al interlocutor y reforzar esa ofensa con la hilaridad que produce la grosería misma en los espectadores de la situación comunicativa. Finalmente, no podía dejar de nombrar a la grosería-sujeto, que es básicamente a cuando se usa una grosería como reemplazo del remitente del mensaje.

Contemplando que el párrafo anterior, en que nombré cuatro tipos de grosería, está compuesto de palabras, palabras que son groserías en potencia... no olvidemos que las groserías no són exclusivamente analogías, comparaciones y sinestesias relacionadas con el sexo, sino que responden a lo que la sociedad en un momento determinado encuentra feo, rechazable, antiestético, inmoral y censurable... no creo que en la grecia clásica hayan siquiera pensado en decirle maricón como grosería-adjetivo o grosería-sustantivo a alguien, pero sí tal vez, era una grosería decirle a alguien que era apolítico. Sea como sea y, no por esto caeré en un simplismo, ni menos un aberrante reduccionismo, las groserías son palabras, las palabras son sonidos y los sonidos existen sólo mientras se les escucha... ¿Qué importancia tiene decir groserías o no? Ni el respeto, ni el cariño se verán afectados con la presencia de groserías, porque si el rrespeto y el cariño son reales, se sustentarán con las acciones y, las groserías, al ser apenas ideas no tienen poder por sobre la realidad real.
Quizá, algún observador habrá notado que sólo me he referido al lenguaje hablado, dejando totalmente de lado el escrito que es tan importante como el hablado y, me anticipo respondiendo, que no creo en el lenguaje escrito y que lo entiendo de un modo distinto al convencional, subyugado al hablado... pero sobre eso me explayaré en otra ocasión.

Esta es la vez 112 que escribo en el blog...

Pero que enanos



Hace unos días, en mi habitual visita al blog de Steffan vi un video de unos enanos que tiraban platos a un auto que daba vueltas en círculos. Quedé simplemente boquiabierto y comencé mi búsqueda por internet, quería ver esa película, documental, videoclip o lo que fuese completo.
Finalmente, me enteré bien. La película se llamaba Auch Zwerge haben klein angefangen, que en inglés significa Even Dwarfs Starts Small que, en castellano puede traducirce como Incluso los Enanos Comenzaron Pequeños. Es de Werner Herzog... Herzog, Herzog ¿de dónde me sonaba? Hace tiempo mi mamá me había hablado de Herzog, de que si tenía la oportunidad de ver alguna peli de el, que la viera, que son muy extrañas y que me gustarían... y tenía razón. Hace ya algunas horas la terminé de ver, muy bien acompañado por mi amiguísima Ariela que quedó conmocionada con el hecho de que maltrataran (y mataran) a los animales de verdad. La película, de 1970, a mi parecer es en el fondo, una sucesión de alegorías de sociedad postguerra (Herzog es alemán y para nadie es misterio que, tras perder la segunda guerra mundial, Alemania quedó con una moral cercana a los cero grados Kelvin). La trama es simple: en un centro de acogida de enanos huérfanos se arma una rebelión, los enanos cansados de la monotonía de estar ahí encierran al instructor que los cuida y se toman el edificio y hacen, prácticamente samba canuta. Entre medio hay imágenes bastante fuertes, no me refiero a sexo explícito ni a violencia desmedida, sino a las situaciones que se generan, como cuando la rebeliń empieza a carecer de sentido y finalidad, los animales mueren, la comida se desperdicia y los dominados demuestran que no deberían haber dejado su posición, pues no son capaces de organizarse. También en el momento en que Hombre, sólo da órdenes y se niega a acercarse a un barranco por miedo a caer, se sublee un mensaje mucho más fuerte aun, de la autoridad intrínsecamente débil y cobarde pero que es obedecida sólo por el hecho de plantearse como tal. Hay una frase que se menciona en un momento y que demuestra la crudeza del mensaje: quememos las plantas, porque ahora están floreciendo. Estoy sólo tirando botones, verla es mejor. Mención aparte merece el formato mismo, las grabaciones con cámara temblorosa incluído, los veloces paneos irregulares. Casi olvido mencionar la escena que deja en claro el compromiso enloquecedor de las autoridades con su rol, cuando el instructor desafía a que un árbol baje su "brazo" porque el se lo ordena. Merecer ser vista la película... y para que la veas más temprano que tarde, dejo los siguientes links a continuación:

LA PELíCULA (torrent)
LOS SUBTíTULOS